Cotización de Proyectos



El primer paso a la hora de lograr los objetivos que nos marcamos es, sin duda, analizar la situación energética actual de la instalación, local o edificio. Con una exhaustiva evaluación de los consumos energéticos existentes, el régimen de uso de los equipos eléctricos, el estado de las instalaciones y las facturas eléctricas, tendremos un punto firme de partida para nuestras futuras actuaciones. Con un buen conocimiento de la situación actual, sus problemas y carencias, podremos proponer soluciones energéticas que mejoren esta situación. Entre las medidas más útiles nos encontraremos: sustitución de lámparas actuales por otras de tecnología LED, instalación de sistemas de control y regulación, optimización de la factura electrónica, entre otras estrategias que permitan llegar a su empresa al siguiente nivel.